El coraje de hacer cine en Bolivia

Columna
BITÁCORA DEL BÚHO
Publicado el 02/02/2023

¡Sí, mucho coraje y huevos!

Porque mientras existen proyectos, películas magistrales, guiones, premios internacionales, poca infraestructura y mucho talento, el Gobierno inservible, ciego e ignorante, siempre mira hacia el lado contrario de la cultura y del cine boliviano.

La historia de nuestro cine está forjada a mano, mejor, a combo y cincel. Se abrió camino pese a tiempos históricos adversos, casi nada de presupuesto y con un gigantesco signo de interrogación sobre la cabeza de los cineastas y guionistas.

Desde Jorge Ruiz y Jorge Sanjinés, los padres del cine boliviano, la trayectoria de nuestro cine se traduce en una línea de tiempo y de espacio profundamente sociales, geográficos y políticos.

Sociales, porque nace de esa necesidad de narrar hechos y vivencias, sentimientos y esencias. En el cine boliviano, están reflejadas nuestras aspiraciones, nuestras frustraciones y, por qué no, nuestras miserias que se unen en un solo haz para merecer un todo que con frecuencia delatan la maravillosa tarea de hacer cine.

Lo justo en el cine nacional es evaluarlo desde la óptica de su contenido, de su forma y de la intención con la que fue hecha. Nuestro cine es militante, en el mejor sentido de la palabra, vanguardista y de una extensa visión, ante todo sociológica, que responde a una constante, yo diría enclavada en la esencia intransferible de nuestra historia: el retorno de lo idéntico y la vida cíclica que sugiere olvidar para recordar, morir para vivir, enfangarse para lavarse, invadir para valorar, “desclasarse” para hallar nuestra identidad. Pero seguros de volver, siempre. Como Sebastiana, en Vuelve Sebastiana. Como Sebastián Mamani, en La nación clandestina, Elder Mamani en Viejo calavera y en El gran movimiento, Clever y Virginio en Utama.

Geográficas, porque, así como en el cine asiático, los paisajes, las montañas y las estaciones del año son parte fundamental del elenco de actores y del argumento mismo, en nuestro cine, es una extensión de nuestra esencia y de la aspiración constante a la libertad. Gran parte del cine de Sanjinés y de Ruiz está hecho de hechizo paisajístico. Planos secuencia integral y planos panorámicos que se contraponen, paradójicamente, a una forma casi cerrada de convivir en el mundo andino.

Sin temor a enfrentarnos a nosotros mismos, a nuestra realidad, el cine boliviano siempre ha sido y será honesto, leal y trascendental con la historia en un escenario natural y compartido. En nuestro cine hay mucho más por decir, pero más por comprender, interpretar y conocer.

Por eso, a estas alturas del partido, no comprendo el silencio del Gobierno y su desaparecido Ministerio de Culturas, Descolonización y Despatriarcalización. En los últimos años, los galardones llegaron de todas partes del mundo elogiando los trabajos de cineastas nacionales. Entre Viejo calavera, El gran movimiento y Utama ¿hay un tesoro que sólo interesa a un puñado de locos? El Gobierno mantiene un silencio parecido a la estupidez, acaso porque no comprende que el cine representa lo profundo de una sociedad. No entiende que la cultura es inversión, reconocimiento, poder y estímulo.

Si bien en diciembre de 2018 la Asamblea Legislativa Plurinacional aprobó la Ley del Cine y Arte Audiovisual Boliviano, hasta la fecha sigue sin reglamento que permita disponer fondos para la financiación de proyectos. Como dice Les Luthiers: “Cultura para todos, en su horario habitual de las tres de la mañana”.

Políticos, porque comprender el cine boliviano es tocar en profundidad esos hilos conductores que nos indican, como una inevitable consecuencia, el inicio de nuestra propia identidad y nuestras reivindicaciones constantes. Pertenecemos a un contexto multicultural, por eso, con justicia, nuestro entorno será mucho más rico y diverso, por eso también, podríamos equivocarnos al pretender cuestionar la forma y la técnica con las que se trabajó. El cine boliviano delata nuestra composición social abigarrada y descubre nuestra eternidad histórica que refleja ese lado permanentemente postergado.

Así como en Vuelve Sebastiana observamos nuestra propia sombra; la de nuestro pasado, esa otra punta del círculo vital y regresamos tomados de ella, retornando sobre nuestros pasos andados. En Viejo calavera, El gran movimiento y Utama, está presente la pugna por la vida y la muerte. Eros y Tánatos que nos plantea una confrontación constante por quedarnos donde pertenecemos o huir hacia el lado oscuro de lo desconocido. Ese otro destino del cual no sabemos mucho pero que nos atrae constantemente.

Sebastiana, Sebastián, Elder, Clever y Virginio son un hilo conductor hacia la reivindicación y la esperanza, pese a las adversidades de la vida, del entorno y con frecuencia de la amenaza del olvido.

El cine boliviano siempre será fecundo. Desde esta columna, trinchare que me brinda el privilegio de expresarme, conmino al gobierno y al Ministerio de Culturas a mirar en una misma dirección y saber que hacer cine en Bolivia requiere mucho coraje, pero también huevos, porque en medio de la soledad de los directores, guionistas, actores, actrices y la ignorancia de un gobierno que no se mosquea un tris por el cine que nos identifica, está la pasión por seguir contando y narrando historias. Así lo hicieron todos los que se atrevieron a hacer cine en Bolivia y no murieron en el intento.

Según una nota publicada por ANF el 12 de diciembre de 2021, el Gobierno gastó, en 11 meses, la friolera de 152 millones de bolivianos en difusión de publicidad gubernamental, televisión, radio, prensa y redes sociales. En 2022, diez entidades del Gobierno suscribieron contratos, cuyo monto total sumaron 7.194.568 bolivianos, para publicidad y monitoreo en redes sociales (RRSS).

Así nos va por estos pagos. No sé quién lo dijo, si Goebbels o Göering, al final da lo mismo: “Cuando escucho la palabra cultura, saco mi pistola”.

Columnas de RUDDY ORELLANA V.

09/05/2024
La frase que da título a esta columna se la atribuye al gran Groucho Marx, no se sabe exactamente si la dijo, pero personalmente quiero creer que él fue el...
25/04/2024
A los movimientos populares, ha dicho el pensador Michel Foucault, siempre se les ha presentado como producidos por el hambre, los impuestos, el desempleo;...
11/04/2024
“¿La ilusión? Eso cuesta caro. A mí me costó vivir más de lo debido”, cavilaba Dorotea en “Pedro Páramo”, de Juan Rulfo. Juan Preciado se encuentra ante un...
28/03/2024
“Abril es el mes más cruel, hace brotar lilas en la tierra muerta, mezcla memoria y deseo, remueve lentas raíces con lluvia primaveral”. T. S. Eliot...
14/03/2024
¿Recuerdas haber escrito en tu Diario: “la libertad es poder decir que dos más dos son cuatro?”.  -Sí -dijo Winston.  O’Brien levantó la mano izquierda y le...

Más en Puntos de Vista

22/07/2024
EL SATÉLITE DE LA LUNA
FRANCESCO ZARATTI
21/07/2024
DEBAJO DEL ALQUITRÁN
ROLANDO TELLERÍA A.
21/07/2024
RECUERDOS DEL PRESENTE
HUMBERTO VACAFLOR GANAM
21/07/2024
En Portada
El proceso de evaluación para los candidatos a las elecciones judiciales en Bolivia ha finalizado, y ahora los diputados esperan que el vicepresidente, David...
Una banda de hasta el 20% fijó la Autoridad de Supervisión del Sistema Financiero (ASFI) como límite para las comisiones por transacciones al exterior en...

La Comunidad Boliviana de Sobrevivientes pide que las máximas autoridades jesuitas de Roma brinden su declaración ante la Fiscalía por los casos de pederastia...
Tras dos jornadas de debate, autoridades del Gobierno y representantes de la Cámara Nacional de Industrias (CNI) acordaron una lucha frontal contra el...
Un equipo de fiscales paraguayos llegó este martes  a la ciudad de Santa Cruz para buscar información e intercambiar criterios que ayuden a encontrar al...
Según el viceministro de Planificación y Coordinación, David Guachalla, se prevé que el superávit comercial de $us 68 millones registrado en mayo se refleje en...

Actualidad
Roma ordenó a los jesuitas de Bolivia ocultar los escritos del padre Luis María Roma Pedrosa, conocido como Lucho Roma...
El presidente estadounidense , Joe Biden, anunció este martes que el miércoles pronunciará un discurso a la nación...
El Gobierno argentino "repudia" las declaraciones del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, sobre su homólogo Javier...
La hasta ahora directora del Servicio Secreto estadounidense, Kimberly Cheatle, dimitió este martes tras las críticas...

Deportes
Antes de partir a los Juegos Olímpicos de París para representar a Bolivia, el maratonista Héctor Garibay fue aclamado ...
El club San Antonio de Bulo Bulo anunció este martes la salida de tres jugadores, reduciendo así la plantilla...
El exentrenador de la Selección nacional, Antonio Carlos Zago, se despidió este martes del país luego de estar al...
La llegada de Rafael Nadal y Carlos Alcaraz ha levantado pasiones en la Villa Olímpica de París que poco a poco y...

Tendencias
La secretaría general de Protección Civil griega ha declarado un riesgo muy alto de incendios forestales para este...
El gigante tecnológico Microsoft estimó este sábado que el error de la empresa de ciberseguridad Crowdstrike ha...
El número de satélites lanzados en 2023 superó al de cualquier año precedente y con ello el aumento de la basura...
 La Vía Apia en Italia, el parque de los Lençóis Maranhenses en Brasil y las Levadas de Madeira en Portugal se...

Doble Click
El orureño Jared Rivero Montes ganó el primer lugar en la ronda de matemáticas de las Olimpiadas Copérnico en Estados...
Celebración. En conmemoración del Día de la Amistad, los lectores de Los Tiempos compartieron sus fotografías más...
Comida. Simpsons Pizza House abrió sus puertas en la zona norte de Cochabamba, en la avenida Villarroel casi esquina...
Del 24 al 26 de julio, se llevará a cabo el Segundo Encuentro Nacional de Historiadores por el Bicentenario. La...